Sherlock-ovulo
Fertilidad

Gametos ¿Qué es eso?

20 diciembre, 2018

Los seres humanos somos taaan diversos gracias a que nuestra reproducción es sexual. Así en términos generales, podemos decir que existen 2 tipos de reproducción:

La sexual y la asexual, o como muchos podrían pensar…la divertida, y la aburrida.

Los animales asexuales se limitan a tener hijos que son verdaderas copias de sí mismos, y aunque esto nos pueda parecer hasta tierno, es un aburrimiento ya que todos son iguales y en caso de enfermedad o “catástrofe natural” es poco probable que alguno sobreviva.

Y los sexuales…sí sí…(no es porque yo sea humana pero…) esos ¡sí que molamos! No sólo somos capaces de generar individuos distintos a sus progenitores, sino que además nadie es igual. ¡Qué viva la diversidad!

Pero… ¡un momento! ¿No estábamos hablando de gametos?

No me he despistado, sólo quería hacer una breve entradilla a los responsables de la diversidad humana que no son otros que…: ¡Los gametos!

Dibujo de un espermatozoide ligando con un óvulo

Los gametos son un tipo de célula súper especial, podríamos decir que son unas súper células que tienen la mitad del contenido genético (23 cromosomas) y que necesitan fusionarse con otra célula para poder generar un ser incipiente.

Esto son matemáticas de toda la vida, los humanos tenemos 46 cromosomas. Y como nuestros gametos sólo tienen 23…necesitamos juntar 2 gametos para que 23 + 23 nos de 46.

Hasta aquí…todo bien. Ahora viene el lío.

Tenemos el gameto femenino (óvulo) y el masculino (espermatozoide).

El óvulo es la única célula esférica que tenemos en el cuerpo (y bueno…ni los óvulos son siempre esféricos…¡qué maravilla!) y es la célula más grande de todas. Es tan tan grande…que es un poco patosilla y eso de desplazarse no es lo suyo…así que cuando se ovula (es como un lanzamiento de un cohete al espacio, pero el óvulo, en vez de salir de la tierra, sale del ovario y es lanzado hacia las trompas de Falopio) hay unas células que son como pelillos que se encargan de ayudarle al óvulo a moverse por el camino que tiene que recorrer.

En el otro lado de la moneda estaría el espermatozoide, que por llevar la contraria (o no) es una célula muy pequeña y que encima tiene una cola con la que se propulsa a toda velocidad…y es que: ¡el tiempo es oro!…tanto para el veloz espermatozoide como para el óvulo.

Si quieres ponerte en contacto conmigo, resolver dudas o concertar una cita, puedes hacerlo pinchando aquí: ¿Hablamos?

Imágenes obtenidas de: http://mulier.ca/ovulo-elige-al-espermatozoide/ y timefreeze.es

No hay commentarios

    Deja un comentario

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.